Varios supermercados Metro de Detroit están probando cómo la tecnología RFID aplicada a tarjetas de comercio puede avisar al responsable de la tienda cuando la gente se acumula en las cajas, en el parking o en el mostrador de la carnicería. El sistema mejora la gestión del supermercado y ofrece múltiples beneficios para el cliente. Otros grandes grupos, como Meijer, planean también empezar a instalar tecnología RFID en sus supermercados.

El objetivo de la cadena Metro es mejorar el servicio a sus clientes, evitar las colas y darle un valor añadido a los productos etiquetados con RFID. Es el caso de los productos electrónicos que llevan un tag que incorpora información sobre la garantía y puede ayudar al cliente a recuperar el artículo en caso de robo. En el futuro, la cadena de supermercados Metro espera extender el uso de RFID a todas sus tiendas.

Para obtener más información sobre esta noticia en inglés, pulse aquí.

Por admin