El Departamento de Policía de Nottinghamshire, Reino Unido, ha desplegado gabinetes con RFID para hacer el seguimiento de las pistolas eléctricas Taser, así como para garantizar que sólo el personal autorizado pueda acceder a ellas.

Los gabinetes están diseñados para garantizar que sólo los oficiales autorizados, de los 2500 agentes de policía de Nottinghamshire, puedan acceder a las pistolas Taser. El sistema también mantiene un registro de quién utiliza los dispositivos, así como la condición en que se encuentran las armas y con qué frecuencia un agente específico la ha disparado.
 

Por admin