En un esfuerzo por encontrar un método biométrico seguro y que esté a prueba de manipulación, investigadores europeos han estado estudiando el uso de patrones únicos del cerebro de una persona escaneados mediante un dispositivo para la cabeza que usa electrocardiogramas (ECGs) y electroencefalogramas (EEGs).

El hardware asociado con el proyecto está aún en estado de prueba de concepto, aunque los científicos están tratando de crear un dispositivo para la cabeza que sea más discreto para el usuario.

Acceda a la noticia completa en castellano haciendo clic aquí.

Por admin