En un intento por tener un mejor control y pagar solamente los días e incluso las horas laboradas, el Ayuntamiento de Matamoros (Tamaulipas, México) inició la implementación del sistema de reloj registrador de huellas digitales, al que incluso serán sometidos subdirectores, directores y hasta secretarios.

Se trata de un sistema que tendrá un costo total de 50 mil pesos mexicanos y se estima que la inversión será recuperada en un mes y medio con los descuentos de nómina que permitirá realizar. Los trabajadores tendrán una tolerancia de 40 minutos a la entrada de su horario y que después de ello, el reloj se apagará automáticamente. A los trabajadores a quienes no se alcance a capturar su ingreso al trabajo se le descontará el día, advirtió.

Acceda a la noticia completa en castellano haciendo clic aquí.

Por admin